En las últimas dos décadas las tradiciones funerarias han ido evolucionando hacia nuevas alternativas con un carácter más civil. Hasta los años 90, en España, la ceremonia religiosa y la posterior sepultura eran las prácticas habituales elegidas por la gran mayoría de familias para dar el último adiós a sus seres queridos. Una costumbre claramente asociada a las creencias cristianas y a la vida en el más allá. En la actualidad, la sociedad se ha ido abriendo hacia una mayor diversidad de creencias religiosas, culturales y sociales que también se ha visto reflejada en la variedad de ceremonias fúnebres con las que nos despedimos de una persona o incluso de nuestras mascotas. Pero, ¿cuál es la opción más adecuada para conmemorar la memoria de un difunto? Sin duda alguna, cumplir con su última voluntad. Nada nos dará mayor tranquilidad en el duelo que saber que su último adiós ha sido en base a las creencias individuales del fallecido, coincidan o no con las del resto de la familia. 

Ceremonias y recuerdos personalizados con los que honrar a nuestros seres queridos

El fallecimiento de un familiar es uno de los momentos más difíciles de la vida al que nos enfrentamos y aunque estemos profundamente conmocionados, nos vemos en la obligación de cumplir con una serie de procedimientos que hay que gestionar, a pesar de nuestro dolor, como es el decidir todo los aspectos referentes al servicio funerario. 

En la actualidad existen una gran diversidad de formas de conmemorar el recuerdo de un ser querido de forma personalizada y totalmente a la medida de sus últimos deseos. Desde la tradicional pompa religiosa y posterior sepultura, a la cremación y ceremonia civil, pasando por las peculiaridades de cada rito según la religión o gustos del difunto. En la actualidad las opciones son múltiples y muchas veces la decisión del fallecido es contraria a la de sus familiares y allegados, bien por creencias, bien por el simple desconocimiento de no saber por dónde empezar.

  • Ceremonias de despedidas junto al mar con urnas biodegradables.
  • Ceremonias para los amantes de la naturaleza, en las que depositar las cenizas en la tierra, en urnas ecológicas con las que volver a generar vida a través de un árbol.
  • Depositar las cenizas en pirámides del recuerdo.
  • Conservar las cenizas en pequeñas joyas u objetos decorativos.

Estas opciones están a la orden del día y son igualmente válidas si se ajustan a los últimos deseos del fallecido. Todas las celebraciones relacionadas con la muerte, sea cual sea la elegida, son ritos necesarios que nos ayudan a asumir una pérdida, a dar nuestro último adiós a un ser querido y a sentir el apoyo de los que nos rodean y comparten nuestro dolor.  Si a ello le sumamos, el saber que se está despidiendo como la persona quería, la paz y tranquilidad que nos genera son fundamentales en estos momentos tan difíciles. 

La mejor manera de proteger nuestro último deseo

Pero ¿qué ocurre cuando no tenemos constancia clara de las últimas voluntades del fallecido? 

Aunque no es necesario tener una edad avanzada o una salud delicada para plasmar por escrito cómo queremos que sea nuestro último adiós o qué será de todo nuestro patrimonio, es algo a lo que continuamos siendo reacios.  Hablar de nuestra muerte y del testamento, siguen siendo temas tabú, aún sabiendo que aporta una gran tranquilidad a las familias y evita muchas batallas legales. Dejar bien explícito todo lo relativo a tratamientos médicos y al posterior destino de nuestro cuerpo y órganos; así como nuestra voluntad de ser enterrado o incinerado, o el tipo de ceremonia que se desea, facilita a la familia la toma de decisiones difíciles y nos aporta la tranquilidad de saber que todo se hará según nuestra última voluntad.

Planificar cómo será nuestra despedida

Planificar nuestra despedida tiene muchas ventajas:

  • Nos asegura que se cumplirá con nuestra voluntad.
  • Dejamos todos los trámites cerrados.
  • Aporta mucha tranquilidad a la familia. 

Conscientes de la importancia de planificar nuestra despedida y de la labor social que realizamos con las familias en estos complicados momentos, desde Grupo ASV Servicios Funerarios seguimos trabajando por ofrecer las mejores ceremonias personalizadas para un ser querido, honrando así su memoria.

Pin It on Pinterest

Share This